Pareja asesinada en Cotuí. Las autoridades tratan de determinar si fue por ajuste de cuenta o por robo

 

SANTO DOMINGO.-La Policía investiga si fue un atraco o si se trató de un acto de sicariato la muerte a balazos de un peluquero y su esposa embarazada, el domingo en la noche por cinco hombres, de los cuales tres fueron abatidos al enfrentar a una patrulla policial, en Cotuí, provincia Sánchez Ramírez.

El general Rhommel Francisco López, director de la regional Cibao Sur de la Policía, dijo que “el crimen de la pareja de esposos, parece que no se trató de un atraco, sino más bien de sicariato, pero eso lo determinarán las investigaciones”.

Se cree que la muerte del peluquero Estarling Mejía Polanco, de 25 años, y su esposa Ana Deisy Batista Espinal, de 20 años, embarazada de tres meses, fueron muertos por los cinco hombres cuando se encontraban próximo a su vivienda, en La Cueva, de Cevicos.

Tras cometer el hecho, la Policía interceptó a los cinco hombres que viajaban en un carro Hyundai Sonata, blanco, y tras mandarlo a parar, estos respondieron a tiros, produciéndose una balacera, en la que todos resultaron heridos y tres muertos.

De los tres delincuentes ultimados, la Policía identificó a Carlos Santos González, de 37 años, nativo de La Cueva, de Cevico. Los otros dos este martes aún no habían sido identificados por la la institución porque no portaban documentos, aunque se informó que éstos residían en Villa Mella y La Zurza, del Distrito Nacional.

Además de los esposos muertos, resultaron heridos el raso de la Fuerza Aérea, Raudo Rafael Núñez Díaz, cuando estaba en su motocicleta en su casa situada cerca de la de Estarling.